El juego es un entretenimiento que posee un importante contenido cultural y que se ha desarrollado a través de cientos de años con una gran importancia social. Son numerosos los estudios que ser orientado a ver la importancia histórica de este entretenimiento y la relación cultural que mantiene con los aficionados que intervienen en él.

Algunos especialistas afirman que esta raíz cultural se origina en tiempos anteriores al imperio romano con entretenimientos similares, que respondiendo otros nombres han seguido la misma metodología de entretenimiento y sin duda han convocado al azar como una fuente de inspiración para congregar lo que posteriormente sería juego internacionalmente conocido.

El juego

Las barreras idiomáticas, las fronteras geográficas, e incluso el paso del tiempo, no han constituido para el bingo un obstáculo importante que ella haya impedido trascender y conservar la importancia histórica a través de los años. Este entretenimiento ha inspirado a numerosos aficionados a participar en él, motivados por diferentes razones.

Algunas de las razones más frecuentes se constituyen en la oportunidad de obtener un premio, y en la gran característica social que permite conocer nuevos individuos, y realizar actividades comunicativas propias de cualquier desarrollo cultural.

La gran versatilidad que ha demostrado tener juego y ha permitido adaptarse a los más variados canales de comunicación y constituirse en un juego tradicional, que día a día evoluciona y se adapta de diferentes modos a los requerimientos de los aficionados. Este juego por su simpleza y gran impacto cultural posee una gran proyección para los años venideros en los diferentes canales modernos de comunicación.